lunes

EL FARERO YA TIENE VOZ


Desde hace tiempo me ronda la cabeza escribir sobre el “fin de Internet” (como hoy lo conocemos), creo que la libertad que se respira en la red tiene muchos enemigos, cada día mas, y mas poderosos, pero ese es otro tema.


El tema de hoy es escribir sobre las virtudes de la red, una virtud es la posibilidad de conocer a gentes que de otra manera vivirían en universos lejanos y paralelos y con los que tienes alguna afinidad pero ningún contacto.


Abajo os reseño el vínculo del Blog de Anna Jorba que, a petición mía ha puesto voz a un relato que me atreví a poner en mi blog. El trabajo es magnífico y mejora mi relato significativamente además de hacerlo accesible a quien quiere solo escuchar.
Gracias a ella y a todos y todas la que me han apoyado en la osadía de escribir relatos.




Saludos Okawango.

5 comentarios:

  1. ¡Estupenda idea amigo!
    ¡Qué mejor voz que la de Anna!

    P'allá voy.

    Saludos lluviosos.

    ResponderEliminar
  2. Rafael, aclarar que tú no me lo has pedido, lo has insinuado...para mi tiene un matiz diferente...y ahí es dónde está el quid de haberlo hecho...Con mucha ilusión, con el corazón y gracias a que dispongo de tiempo.
    Me alegro que lo oigas bien y que te guste.
    Gracias por citarlo en tu blog...esto es disfrutar de buenos momentos"quillo"....

    ResponderEliminar
  3. Bueno, vengo del blog de Anna. No he podido oir alli su relato, pero quería al menos leerlo. Ya que en el pueblo donde veraneo hay un faro, que ha estado antiguamente gobernado por unos familiares, y para mi aquel faro tiene un significado especial.

    Un bello relato con un final feliz. Bezos.

    ResponderEliminar
  4. Fali, magnifico relato el del blog. Ya lo había leído pero la verdad es que narrado suena extraordinariamente.
    Un abrazo
    TP

    ResponderEliminar
  5. Gracias JTdlPB, pero el mérito de la sonorización es de AJR. Aprovecho para enviarte un saludo a MCR, a tu hija MdlP e hijos JdlP y CdlP.
    P.D. sin no fueras anónimo sabría yo quien eres. jajaja
    Abrazos a discrección.

    ResponderEliminar